Últimas Noticias

MLB: Carlos Correa y los campeones Astros hablan de ser una dinastía

WEST PALM BEACH, Florida -- Tan pronto como George Springer y su trofeo al Jugador Más Valioso de la Serie Mundial llegaron al campamento de los Astros de Houston, el jardinero central empezó a desaparecer pelotas sobre la cerca en la práctica de bateo.

Carlos Correa y Alex Bregman también volvieron a lo suyo, fildeando rodados por el lado izquierdo del cuadro interior.

''Buenos recuerdos'', dijo Bregman.

Claro que sí.

Tras el primer campeonato de la franquicia y con todo ese joven talento amasado, no sorprende que esta ''familia'' hable sin tapujos sobre una dinastía.

''No queremos ser un equipo que la gente recuerde por un año'', dijo el puertorriqueño Correa. ''Queremos ser una dinastía, ganar dos años seguidos o tres si se puede. Tenemos el equipo para lograrlo, solo que a nosotros nos toca ponernos a trabajar''.

Para varias de las estrellas veinteañeras de los Astros, su misión conjunta empezó este fin de semana. Y quieren divertirse.

El pasado otoño, se divirtió a costa de los Dodgers de Los Ángeles, bateando para .379 con cinco jonrones, tres dobles y siete impulsadas en una Serie Mundial que Houston ganó en siete vibrantes partidos.

Esta primavera, su trofeo de MVP será exhibido en el complejo primaveral del equipo, además de fotos de la campaña de 2017 colgadas en las paredes.

''Claro, es especial. Creo que es más especial por lo que nuestro equipo pudo lograr'', dijo Springer, de 28 años. ''No se puede conseguir eso (el MVP) sin la victoria del equipo. Por eso me pongo contento, estoy orgulloso, pero más contento de todos los recuerdos del campeonato que tenemos aquí ahora''.

No es el único jugador de los Astros que todo lo hace ver tan fácil de hacer.

Correa, de 23 años, viene de una campaña en la que bateó para .315 con 24 jonrones y 84 impulsadas en apenas 109 juegos, disfruta sonriente cuando toma sus rodados en el campocorto y tira con precisión a las bases.

A su derecha estaba Bregman, el seguro tercera base que compiló un OPS de .827 en su primera temporada completa en las mayores. Cumplirá 24 años el próximo mes.

''Todos son tan talentosos'', dijo el veterano receptor Brian McCann. ''No tienen límite, porque seguirán aprendiendo. ...Es algo que da miedo''.

Y no se olviden del segunda base venezolano José Altuve, tres veces campeón de bateo y reinante MVP de la Liga Americana, con 27 años.

''Somos fuertes de arriba a abajo'', afirmó McCann. ''La mayoría surgieron juntos y esa es una gran razón de nuestro éxito. Todos reman hacia la misma dirección y todo el mundo sabe lo especial que es este grupo y queremos aprovecharlo al máximo''.

Repiten casi todos los jugadores clave de la pasada temporada. Pero los Astros no se durmieron en sus laureles este invierno al adquirir en un canje al ex as de los Piratas de Pittsburgh, Gerrit Cole, y reforzaron el bullpen con Joe Smith y el venezolano Héctor Rondón.

Cole se suma a una formidable rotación abridora que incluye a Dallas Keuchel y Justin Verlander, ganadores del Cy Young. Verlander llegó en un canje con Tigres de Detroit el pasado de 31 de agosto. Lance McCullers, Brad Peacock, Charlie Morton y Collin McHugh tampoco deben ser menospreciados.

''Siempre quise ser parte de una rotación de lujo'', dijo Keuchel. ''Creo que es una que podría ser una de las mejores de todos los tiempos''.

Correa cree que este equipo es incluso superior al del año pasado. Houston busca ser el primer club desde los Yankees de Nueva York en 1998-2000 que revalida la corona.

''Ganamos 100 juegos y estuvimos sin Justin todo el año, Lance estuvo lesionado por un tiempo, Keuchel estuvo lesionado un tiempo, Springer se lesionó por un tiempo y yo me perdí dos meses. Si ponen eso en perspectiva y con el equipo sano durante todo el año, puede ser algo que realmente sea para temer'', sostuvo.