Últimas Noticias

MLB: David Ortiz, el último gran toletero en llegar a Boston

Desde el retiro de David Ortiz, los Medias Rojas han sentido la merma de poder en su alineación, por lo que han apostado al jardinero J.D Martínez para suplir esa ausencia, pero la realidad es que desde que el dominicano se colocó la franela de Boston en el 2003, el conjunto de la Liga Americana no ha podido reclutar otro toletero que conecte los palos de largo metraje que éste les brindó en sus 14 años con el conjunto.

Antes de la llegada de Ortiz, ya los Medias Rojas contaban con Manny Ramírez, quien había llegado al equipo vía agencia libre en el año 2001, pero desde este punto, ningún otro jugador que ha llegado a Boston ha podido disparar jonrones y producir carreras al mismo nivel que lo hizo Ortiz.

Con la salida de Manny vía cambio a los Dodgers de Los Ángeles en el 2008, Jason Bay llegó al equipo procedente de los Piratas de Pittsburg. A partir de ese punto el jardinero y bateador derecho jugó lo que restaba del calendario y al año siguiente accionó la temporada completa pegando 36 cuadrangulares y remolcando 119 carreras, pero los Medias Rojas lo dejaron ir en la agencia libre y el tiempo les dio la razón ya que Bay fue víctima de las lesiones y su mayor total de vuelacercas luego de firmar con los Mets de New York, fue de 12 en la campaña 2011.

Su poco tiempo en la franquicia le quitó la posibilidad de poder mostrar que podía ser productivo consistentemente, con el poder de su madero.

Otra de las apuestas realizadas por los Boston en la búsqueda de un bateador de poder de cuadrangular, fue la que hicieron con el inicialista de origen mexicano Adrián González, a quien luego de haberlo conseguido vía cambio desde los Padres de San Diego, le dieron un contrato de 150 millones de dólares.

En su primera experiencia con el equipo en el 2011, González conectó 27 vuelacercas y produjo 117 carreras, pero los Medias Rojas perdieron la esperanza en que sería el hombre de poder que esperaban y lo cambiaron a los Dodgers a mediados de la temporada 2012, cuando había disputado  123 encuentros, tiempo en el que pegó 15 jonrones y sumó tres más con el equipo de Los Ángeles ese año.

Hanley Ramírez tampoco ha podido darle a Boston la consistencia que desean de un bate de poder, en gran parte debido a las lesiones que lo han atacado, en tres temporadas en el conjunto, solo en una ocasión ha alcanzado los 30 cuadrangulares y en las otras dos se ha visto limitado su tiempo de juego por las constantes molestias en su hombro derecho.

La tarea de Martínez será demostrar que que no solo David puede promediar más de 30 (34) jonrones por temporada con los Medias Rojas.

Por Hanly Ramírez / Metro RD