Últimas Noticias

MLB: Buen momento para que los Orioles cambien a Britton

Es cierto que Orioles podrían lucir bien diferentes después de la próxima temporada. Quizás hasta dramáticamente distintos, debido a que Manny Machado, Adam Jones y Zach Britton se están acercando a la agencia libre.

Pero enfocarse en esa parte de la historia es no ver lo que los Orioles son capaces de hacer en el 2018. Son un equipo con el talento suficiente para regresar a la postemporada.
Seguro, hay trabajo que hacer, especialmente en la rotación. Así son las cosas a estas alturas de la temporada muerta. Ningún equipo es un producto terminado.

Si yo fuese el vicepresidente del departamento de béisbol de los Orioles, Dan Duquette, esto es lo que haría. Llamaría al gerente general de los Astros, Jeff Luhnow, y le diría, "¿Te acuerdas del cambio por Zach Britton que estuvimos discutiendo el verano pasado? ¿Y si lo intentamos de nuevo?"

Pero analicemos las razones por las cuales ese cambio tiene tanto sentido y podría ser lo que devuelva a los Orioles a la pelea por octubre. Al mismo tiempo, Britton le daría a los Astros un cerrador que es lo más parecido a una garantía de éxito que existe en el béisbol (1.00 de WHIP desde el 2014).

Britton es uno de los mejores lanzadores en la historia de los Orioles y será recordado como uno de los jugadores que ayudó a revivir al béisbol en Baltimore. Por eso siempre tendrá un lugar especial en el corazón de la fanaticada.

Pero cambiarlo a los Astros tiene mucho sentido. Y no sólo porque está a un año de convertirse en agente libre. De un lado, Duquette estaría trabajando desde una buena posición.

Con Darren O'Day, Brad Brach y Mychal Givens, los Orioles tienen suficientes brazos capaces de sacar esos últimos outs. Hay pocos cerradores tan dominantes como Britton, pero de esos no hay muchos en ninguna parte.

Por esto es que el cambio es lógico: Los Astros podrían entregarle a los Orioles un grupo de lanzadores abridores jóvenes y con varios años de control salarial. Luhnow no va a cambiar a su principal prospecto del pitcheo, el derecho Forrest Whitley. Tampoco saldrá del derecho Lance McCullers Jr.

Pero los Astros tienen a un grupo de abridores listos para las Grandes Ligas, empezando con el derecho cubano Rogelio Armenteros, el diestro dominicano Francis Martes y el también derecho Dean Deetz. ¿Sería Luhnow capaz de discutir el nombre de Joe Musgrove, quien estuvo muy bien como relevista pero todavía tiene ganas de ser abridor?

Dado que Britton está a un año de la agencia libre y que tuvo problemas en una rodilla y el antebrazo en el 2017, este no será un cambio de cinco peloteros por uno. Además, Luhnow se cubrirías las espaldas.

¿Y si los Azulejos colocan en el mercado al mexicano Roberto Osuna, de apenas 22 años? Se convertiría de golpe en uno de los peloteros más buscados en la temporada muerta. Pero el precio sería alto.

Para cambiar a Osuna, a quien le faltan tres años para ser agente libre, los Azulejos comenzarían la conversación pidiendo a Kyle Tucker, el mejor prospecto de los Astros de acuerdo con MLBPipeline.com.

Claro que eso no llegaría a ningún lado. Al menos que los Angelinos ofrezcan a Mike Trout - y no lo harán- Luhnow no va a cambiar a Tucker.

Lo que Duquette necesita es algo menos complicado: Abridores competentes que puedan llegar de una vez y pelear por los tres puestos en la rotación detrás de Kevin Gausman y Dylan Bundy. Es posible que Duquette pueda conseguir a dos abridores con futuro que sean capaces cambiar el rumbo de los Orioles.

Más allá de lo que pase con los agentes libres, aquí pensamos que los Orioles serán capaces de volver a firmar a Jones y quizás a algún pelotero más. Con la llegada de Trey Mancini y un año más de Machado, Jones, etc, los Orioles tienen la posibilidad de ir por cuarta vez a la postemporada con este grupo.

En Duquette, tienen a uno de los directivos más innovadores e inteligentes del juego. En Buck Showalter, a un manager icónico.

Machando es un talento único, y no se sorprendan si el propietario Peter Angelos es capaz de convencerlo para que firme un contrato a largo plazo con los Orioles.

Pero esas son discusiones para otro día. Lo que importa en el corto plazo es que los Orioles tienen talento para luchar por octubre. Sin embargo, el camino quizás podría comenzar con Baltimore y los Astros sentándose a conversar otra vez.

Por Richard Justice / MLB.com