Navigation

MVP y Cy Young: ¿Es Aaron Judge el claro favorito en la Liga Americana?

MVP y Cy Young: ¿Es Aaron Judge el claro favorito en la Liga Americana?
Mientras nos acercamos al receso del Juego de Estrellas, ha llegado de nuevo el momento de echarle una mirada a lo mejor de lo mejor en el deporte y ver cómo andan las contiendas por los premios de JMV y Cy Young. Nuestras principales selecciones siguen sin cambios en comparación con los meses anteriores, pero algunos nombres nuevos se han unido a la discusión.

JMV LA

Aaron Judge, Yankees de Nueva York

Cuando Mike Trout fue inactivado el 28 de mayo por una lesión, quedó la pregunta de lo que ocurriría durante su ausencia.

Lo que ocurrió fue que Judge ha puesto algo de distancia de por medio entre él y el resto de los competidores en la contienda por el JMV. Desde que Trout jugó su último partido, Judge ha promediado .344/.479/.718, con 13 jonrones, 31 remolcadas y 37 anotadas en 36 juegos. Le lleva casi dos victorias completas sobre reemplazo a Trout, y tiene casi una victoria completa sobre cualquier otro jugador de posición en la LA.

Mookie Betts, Medias Rojas de Boston

Antes de que digan que los números ofensivos de Betts no tienen la calidad de un JMV, recuerden que están hablando del mejor jardinero defensivo en las mayores. Betts terminó segundo en las mayores en WAR la temporada pasada y estará de nuevo en la batalla por el puesto de honor esta campaña, gracias en gran medida a su valor defensivo y su corrido de bases (15 robos en 17 intentos). Y aunque Betts solo tiene 15 jonrones, recuerden que lidera la Liga Americana en dobles con 28.

Carlos Correa, José Altuve o George Springer, Astros de Houston

La mayor razón para que un jugador de los Astros no se quede con el JMV es porque tienen demasiados buenos jugadores para seleccionar solo uno. Altuve y Correa se ubican 2-3 detrás de Judge en WAR, y están lo suficientemente cerca (4.3 y 4.2) para intercambiar posiciones, justo al lado de Betts. Y Springer no está muy lejos atrás con 3.6.

Springer ha sido el mayor catalítico de los Astros en tiempos recientes. Batea .377 con 16 jonrones y el mejor OPS en las mayores con 1.219 en sus últimos 36 juegos, en los que los Astros han jugado para 26-10. Y Springer es quien tiene el mayor WAR en las mayores desde que Trout quedó inactivado (2.4). Justo por encima de Altuve y Correa (2.2).

Candidato escondido: José Ramírez, Indios de Cleveland

Ramírez ha vuelto a meterse en la discusión luego de un mes de junio en el que, según el Elias Sports Bureau, se convirtió en el primer jugador en la era moderna en lograr al menos 14 extrabases en un periodo de siete partidos.

En las últimas dos temporadas, Ramírez ha dado el salto de ser un sólido jugador del cuadro a Todos Estrellas. Recuerden que estamos hablando de alguien que hace apenas dos años bateaba .219.

Desde el 14 de junio, lleva 22 partidos en los que ha liderado las mayores con promedio de .440 y OPS de 1.370. Su WAR de 2.3 desde la lesión de Trout es el segundo mejor entre los jugadores de posición.

Cy Young LA

Chris Sale, Medias Rojas

En una temporada en la que todos y cualquiera están bateando la pelota fuera del estadio, Sale ha permitido apenas nueve jonrones en 120 2/3 entradas. Ha permitido un cuadrangular al 1.9 por ciento de los bateadores que ha enfrentado, lo que lo coloca tercero entre los 74 lanzadores en las mayores que califican para el título de efectividad. Solo tiene por encima a Michael Fulmer (1.4 por ciento) y Lance McCullers Jr. (1.7 por ciento). La temporada pasada, Sale permitió 27 jonrones y se ubicó en el puesto 37 con 3 por ciento. Un cambio del 1 por ciento es un gran cambio en este caso.

Jason Vargas, Reales de Kansas City

Es posible que Vargas ya le toque algo de retroceso, pero a pesar de lo ocurrido en su salida del miércoles, ha lucido con calibre de as y lo ha hecho sin ponchar muchos rivales. En cambio, ha dependido de dominar a los contrarios con corredores en posición de anotar y la defensiva en los jardines para impulsar su éxito.

En cuanto a esto último, la tasa de outs que está logrando con pelotas bateadas al aire lo ubica entre los 15 mejores lanzadores en las mayores. Además le ayuda el hecho de que ha otorgado poco más de dos boletos por cada nueve entradas.

Corey Kluber, Indios

Cuando Kluber fue colocado en la lista de lesionados a principios de mayo, lucía como otro caso de un lanzador sufriendo de resaca por carga excesiva de trabajo durante la postemporada anterior, en la que fue dominante.

Sin embargo, desde el regreso de Kluber, ha lucido como el lanzador que sobresalió en octubre y más. Tiene efectividad de 1.24 en siete aperturas, su única derrota fue en un partido 1-0 ante los Padres de San Diego el martes. Ha ponchado 74 rivales en 51 entradas y estableció el record para los Indios con cinco partidos consecutivos con 10 ponches o más. Y al igual que Sale, ha limitado los cuadrangulares, permitiendo solo uno en ese periodo.

Candidato escondido: Craig Kimbrel, Medias Rojas

Debido al ambiente de alto número de carreras, y la abundancia de altos porcentajes de carreras limpias, un buen relevista puede colarse y conseguir algunos votos. En la LA, ese es Kimbrel, quien luce como la versión de sí mismo del 2013 que logró 50 rescates. Kimbrel ha tenido una temporada con una tasa de ponches a boletos mayor que 5-a-1. Ahora mismo su tasa es de 13-a-1 (65-5). Y ha permitido cerca de medio corredor por entrada.

JMV LN

Paul Goldschmidt, Diamondbacks de Arizona

Goldschmidt tuvo algo de problemas en las pasadas dos semanas, lo que ha causado que sus números bajen. Pero sigue siendo uno de los candidatos, lo que es señal de lo buenos que fueron sus números en el arranque.

Goldschmidt está bateando .315 con 19 jonrones. Tiene oportunidad legítima de romper su mejor marca en una temporada, 36 en el 2015. Sobresale en el terreno, jactándose de un alcance poco común que le permite jugar más alejado de la primera base que cualquier otro defensor de la inicial. Lo que podría evitar que Goldschmidt termine entre los tres mejores en la temporada son las lesiones (las que ha sufrido anteriormente), o una abundancia de boletos intencionales que eviten que haga mayor daño. Comparte el liderato de Grandes Ligas en esa estadística con el siguiente hombre en nuestra lista.

Bryce Harper, Nacionales de Washington

Este no es el Harper del 2015, pero se parece bastante: Batea .324/.431/.600 y no ha tenido problemas en ningún punto de la temporada. Ha terminado cada día que ha jugado excepto uno con promedio sobre .300, porcentaje de embasamiento de al menos .400 y slugging de al menos .500.

Y de hecho, en los pasados 10 juegos, Harper ha lucido bien enfocado, con 16 hits, nueve boletos, nueve anotadas y ocho remolcadas. Batea .444 con OPS de 1.278 en ese periodo.

Justin Turner, Dodgers de Los Angeles

Si evaluamos a los jugadores de juego a juego, se puede alegar que Turner empareja bien con Judge. Las lesiones le han costado tiempo de juego a Turner. Lo que sorprende sobre Turner es que ha sido mejor en los 22 juegos que ha participado desde su regreso (promedio de .392, 16 RBIs) que en los primeros 39 antes de su lesión (promedio de .379, 17 RBIs).

La única pregunta sobre Turner es cuánto le durará su magia. Está consiguiendo hits en el 84 por ciento de sus líneas bateadas. Eso es algo atípico (en las anteriores dos temporadas tuvo 67 y 68 por ciento) y eso podría no llegar hasta septiembre.

Candidato escondido: Travis Shaw, Cerveceros de Milwaukee

Parece necesario reconocer a los Cerveceros en alguna manera, dado el largo tiempo que han permanecido en la cima de la División Central de la LN.

Aunque Eric Thames sería la selección popular, Shaw ha sido casi tan bueno como bateador (en una posición en la que los buenos bateadores no han sido tan frecuentes). Ha logrado un OPS de .926 (15 puntos detrás de Thames) y con una defensiva mucho más valiosa. El acuerdo que le llevó de los Medias Rojas a Milwaukee en la temporada muerta por Tyler Thornburg y varios jugadores de liga menor fue uno de los más notables del pasado invierno.

Cy Young LN

Max Scherzer, Nacionales

Scherzer lidera la LN en efectividad, WHIP y FIP con números que parecen de otro universo. Se encuentra en medio de una racha de ocho aperturas en las que ha permitido 10 carreras y 24 hits en 61 entradas, y ha compilado 87 ponches. Su efectividad en ese periodo es de 0.89.

Scherzer quizás tenga el mejor lanzamiento en todo el béisbol: un slider con un par de variaciones que causa grandes problemas a los rivales debido a la naturaleza de su movimiento tardío. Los contrarios el batean .081 (11-en-135) ante él. La pasada temporada, ponchó 98 bateadores con su slider. En esta campaña en 17 aperturas ya ha logrado 72 chocolates.

Clayton Kershaw, Dodgers

Desde principios de junio, Kershaw ha dado sólidos argumentos para decir que él es como mínimo el No. 1a cuando se habla del mejor lanzador en el béisbol. Tiene efectividad de 1.90 en siete aperturas, ayudado por una racha de 20 entradas consecutivas en las que no ha permitido una sola carrera limpia. En seis de esas siete aperturas, ha permitido dos carreras o menos.

Al igual que Scherzer, gran parte de su éxito está atado a su slider. Los rivales le conectan para 6-en-69 (.087) en turnos que terminan con ese lanzamiento en sus pasadas nueve aperturas. Ellos están fallando casi la mitad de sus swings ante él.

Gio González, Nacionales

Los retamos a tratar de identificar el tercer mejor abridor en la Liga Nacional. Los primeros dos están cabeza con cabeza por encima de los todos los demás. La conversación para el puesto del No. 3 involucra muchos nombres -- Zack Greinke, Robbie Ray, Stephen Strasburg, Carlos Martínez y Jacob deGrom entre ellos. Pero nos vamos con el que tiene la mano caliente, González, quien ha lucido de forma fantástica en sus pasadas seis aperturas.


Desde el 5 de junio, González tiene efectividad de 2.31. Más allá de un solo fallo, ha logrado evitar el mayor problema que ha sufrido en su carrera: los boletos gratis. Tiene 44 ponches y 12 boletos en ese periodo. Antes de eso, su tasa de ponches a boletos era de 1.7-a-1.

Candidato escondido: Alex Wood, Dodgers

Si solo miramos los números de Wood y no miramos el nombre, uno pensaría que estamos mirando a Kershaw. Así de bueno ha sido Wood. Ha permitido una o ninguna carrera en ocho de sus pasadas nueve aperturas. El único fallo en Wood es la falta de entradas lanzadas (comenzó la temporada en el bullpen).

Pero seis o siete entradas de brillantez en cada cinco días han sido más de lo que se esperaba de él. Los dejaremos con este pedazo de información que un colega le pidió al Elias Sports Bureau: En los últimos 100 años, solo dos abridores zurdos han comenzado una temporada con marca de 10-0 y efectividad por debajo de 2.00 -- Wood y el abridor de los Yankees en 1978 Ron Guidry, quien terminó la temporada con marca de 25-3 y efectividad de 1.74.

Por David Schoenfield / ESPN Deportes 
Share

Emmanuel Rosario A.

Ingeniero en Sistemas, Artista Plástico y Analista Estadístico de Béisbol. Toda mi vida me han facinado el Deporte, en especial el Béisbol y sus Estadísticas tanto tradicionales como Sabermeticas, me puedes seguir en Twitter: @EmmaDeportes 

Post A Comment: